Imprimir

México - Regularización migratoria

Desde el año 2000, el INM ha establecido facilidades para la regularización migratoria de extranjeros, en su mayoría centroamericanos, que por diversos motivos se habían establecido en territorio mexicano sin contar con la documentación requerida. Estas facilidades se han materializado en programas intermitentes, que permiten la regularización migratoria del extranjero mediante el cumplimiento de alguno de los criterios establecidos, entre los que destacan la existencia de vínculo familiar directo con nacional mexicano o extranjero residente legalmente en el país, tener una oferta de empleo lícito y honesto, o asimilación.

Se han publicado oficialmente y ejecutado, seis programas de regularización migratoria: 2000, 2001, 2004, 2005-2006, 2007 y 2008-2011. El último programa se inició en noviembre de 2008 y tiene vigencia hasta mayo de 2011. A través de él  los beneficiados obtienen la calidad de inmigrante, pero deben haber ingresado al país antes del 1 de enero de 2007 y cumplir con alguna de las condiciones ya señaladas, entre otros requisitos (INM, 2010). La Ley de Migración de 2011, otorga el derecho permanente a la regularización migratoria a los extranjeros, con propósitos de reunificación familiar, si cuentan con oferta de empleo en la República Mexicana, o si la irregularidad ocurrió por extravío o pérdida de su documentación previa, o si ésta está vencida o es diferente a la requerida para la condición de su estancia en México.