Imprimir

Asentamiento o retorno

En muchos países de emigración de las Américas, se presta considerable atención al destino de los ciudadanos que han emigrado a otros países, ya sea de forma permanente o temporal. Esto se debe tanto a que los países de origen desean asegurar que sus ciudadanos sean bien tratados en los países de destino y a que los emigrantes, a través de las remesas que envían a sus países de origen o las aptitudes y conocimientos adquiridos en el extranjero, pueden contribuir a mejorar la calidad de vida de sus familias y el desarrollo económico de sus países de origen (véase el capítulo sobre remesas en (OEA/OCDE 2012). Además, los gobiernos del país de origen desean asegurar una integración armoniosa y productiva en la sociedad de aquellos que retornan con nuevas habilidades y recursos financieros que pueden ser utilizados de forma productiva.

Ahora bien, ¿cuántos emigrantes regresan o cuántos se puede esperar que regresen?

Antes de considerar medidas directas de retorno, examinaremos primero algunos de los indicadores básicos de asentamiento en el país de destino. Ellos son la duración de la estancia y la adquisición de la nacionalidad en el país de destino.

Entre más tiempo permanezca un inmigrante en un país que no es el de ella /él , menor probabilidad hay de que regrese al país de origen. En términos económicos, el inmigrante habrá invertido una cantidad de tiempo considerable, esfuerzos y  recursos financieros en el país de destino, en aprender el idioma (de ser necesario), las prácticas laborales, las instituciones sociales y las normas, no todo lo cual se perderá al regresar al país de origen, pero seguramente serán de menor valor y pertinencia. Además, podría ser necesario disponer de bienes y podría haber costos considerables involucrados en el retorno. Finalmente, si los migrantes tienen familias e hijos en edad escolar, el retorno con frecuencia significa la interrupción de la escuela, la pérdida de amigos y el asentamiento en un nuevo y desconocido ambiente, especialmente para niños que posiblemente nunca hayan vivido en su país de origen o que lo hayan dejado a una edad temprana.

Conforme el retorno empieza a verse más difícil y la estadía en el país de destino se prolonga, inevitablemente surge el tema de la naturalización. El acto de adquirir la nacionalidad en el país de residencia es visto como un compromiso del inmigrante con el país de destino, además de que los inmigrantes reciben derechos adicionales, entre ellos el acceso a todos los trabajos del servicio civil y el pleno derecho a votar en las elecciones. Nuestro interés en la tasa de naturalización es su valor como indicador de la intención de asentamiento a largo plazo. Paradójicamente, adquirir la nacionalidad de un país es la forma más segura que tiene un inmigrante de garantizar el derecho a irse sin poner en riesgo su derecho a regresar. En la práctica, sin embargo, las dificultades relacionadas con el retorno al país de origen después de una estadía prolongada en el país de destino puede significar que la adquisición de la nacionalidad sea una forma de asegurar el asentamiento definitivo y no la posibilidad de regresar.

Muchos países de América Latina y el Caribe experimentaron una emigración considerable a partir de principios del siglo XXI. ¿Cuál ha sido la experiencia de la estadía de los migrantes después de esta migración?

El Cuadro 6 ofrece un resumen de los indicadores en este sentido, cubriendo separadamente a los inmigrantes de las Américas en la Unión Europea (6a) y en los Estados Unidos (6b). Examinamos primero la situación de los inmigrantes en la Unión Europea.

Cuadro 6a. Residencia y naturalización de los inmigrantes de las Américas en los países de la Unión Europea, 2008-2013

  Inmigrantes residentes por 10 años o más Inmigrantes con la nacionalidad del país de residencia (2010-2013)
País/región de origen 2008-2009 2012-2013 2012-2013 Porcentaje de aumento de 2008-2009 a 2012-2013 5 a 10 años de residencia +10 años de residencia
    (porcentaje del total de inmigrantes)   (promedio)      
Canadá   71 73 179100 1 39.278843578496 77.999701504497
Estados Unidos   54 58 335800 26 21.294828240937 61.599366356651
Canadá y Estados Unidos   59 62 514900 16 25.996811746265 67.413079074793
Cuba   22.487603699098 43.834327349918 87900 106.77582409764 20.985047436871 73.692681580856
República Dominicana   40 47 96300 14 27.111384073253 77.924189806145
Haití   59 79 65000 175 16.892956521475 55.215705512342
Jamaica   83.575108443426 96.881800119204 161100 31.508449824191 nr 75.460150504905
Suriname   92.569232199209 97.77566725061 280100 -1.3327988945853 nr 100
Caribe   64 74 728200 23 28.339503468454 84.368842555444
El Salvador   95.126256957734 92.941241103779 22000 85.537267238296 nr 47.514281309882
México   47 60 47200 78 45.2723186777 81.217874426557
Central America   42.937753363202 52.401343140072 87600 110.6777104827 18.20989454701 75.270206166379
Bolivia   1.9351964616608 17.010597077706 66000 630.67413761362 nr 55.002060353831
Colombia   18.33575076041 62.532392450646 535300 222.37526430986 20.9356641465 53.817921414376
Ecuador   7.6477085044703 71.57693567877 843400 626.7095078524 16.924073163228 37.268839843317
Perú   27 48 277200 115 15.714239955469 51.301582116898
Venezuela (República Bolivariana de)   63 70 232100 36 39.992339631593 93.452455571658
Región Andina   16 59 1954000 231 15.409301335568 52.059469126719
Argentina   27.656360394978 64.023372633432 387800 114.35346271299 24.484514170937 65.352996460521
Brasil   28 41 288100 47 12.673429273066 67.591700090543
Chile   37.361414669115 73.288108037748 131400 65.810355173703 6.8170911793167 82.528325002265
Uruguay   21.29857903666 48.726756915343 59100 114.11255706226 7.32319740599 84.519199023246
Cono Sur   26 50 866900 79 14.565074363942 70.132936017329
Todos los países de las Américas   30 59 4151500 93 16.512961960562 64.408215775841
Todos los demás países de origen   55 60 30178200 27 15.520553857666 56.182842669768

 

Cuadro 6b. Residencia y naturalización de los inmigrantes de las Américas en los Estados Unidos, 2008-2013

  Inmigrantes residentes por 10 años o más Inmigrantes con la nacionalidad del país de residencia (2010-2013)
País/región de origen 2008-2009 2012-2013 2012-2013 Porcentaje de aumento desde 2008-2009 a 2012-2013 5 a 10 años de residencia +10 años de residencia
  (porcentaje del total de inmigrantes)   (promedio)      
Canadá 79.802675881969 79.763897243128 940100 4.8532265822502 24.383396831763 63.388862149189
Antigua y Barbuda 84.450855827115 85.448510429046 24400 36.994941199658 39.236111111111 75.578953001458
Bahamas 78.580286642701 74.821514960491 34100 1.9577290343202 27.975848188614 57.071185157137
Barbados 90.367433998712 94.29586255002 54500 14.387984591062 36.090877558099 75.086228695696
Bermuda 91.155854865311 90.415574691127 14700 0.13192612137203 27.37259139204 85.152620180294
Cuba 76.524771670401 74.219296619841 1127700 12.24769522522 24.122477795999 73.490528425629
Dominica 72.290672923043 77.175974336707 28200 -6.4091817654265 32.051358614512 69.404070599824
República Dominicana 76.474167621201 72.386882578276 991900 21.034562687806 29.551665531789 63.354777822736
Grenada 84.415792424121 84.640296730977 36100 16.0345318281 19.540145449203 74.207057723767
Guyana 79.614789024625 82.897171354234 260800 9.927817568375 45.114647570862 81.264045746281
Haití 72.740152065252 73.547700967614 611700 18.803387203049 27.967685939378 65.805024576117
Jamaica 79.218182405715 80.074047432972 699300 11.419247644536 32.830542240527 73.698933297527
Saint Kitts y Nevis 83.964275656757 na na na 24.796274738068 73.458521783935
Santa Lucía 69.223123623274 75.236328297553 22600 32.189840506034 23.503986884269 64.453452812744
San Vicente y las Granadinas 79.921226374996 83.559619079795 23700 40.304910476866 29.503272181096 66.270336360914
Trinidad y Tobago 80.848677931531 86.999277259894 244200 18.584700566801 24.546946551744 67.701400554704
Caribbean 77.262716673968 76.514610167717 4173800 14.821688051301 28.837346264348 70.191699967052
Belice 83.993765958152 87.968517174187 52300 21.194894065009 24.365946168258 65.806603081438
Costa Rica 71.468462360525 82.396518363583 82900 9.8940412258417 27.761660849463 60.29289178539
El Salvador 70.584994047513 75.516479419626 1250000 22.605389116556 7.1819076645755 39.072154587952
Guatemala 57.631630453351 63.787331415412 883400 35.246589200405 13.225477486821 35.975174014466
Honduras 58.494560795064 63.475248897279 537400 31.633548845169 7.2202346562375 35.240572874976
México 69.40024488764 80.927330146546 11516400 22.88057361991 7.4930856999125 31.320055282538
Nicaragua 83.045666228137 83.862996105314 251500 2.4914291823282 16.483254466087 61.118487452305
Panamá 88.116211789999 88.76596330591 145300 5.5675184424048 40.112349688405 83.134366654946
Centroamérica 69.018462512569 78.962766269132 14719200 22.883401477808 8.3163756455567 33.729443727333
Bolivia 66.157279845294 80.213364134263 78800 38.893406593407 26.909364313259 58.929399384749
Colombia 67.291430119412 77.942237781355 706000 36.739879451755 25.470089892 65.450471324015
Ecuador 64.695305117096 76.636331959356 429000 26.226009109772 17.955961031702 54.30351009954
Perú 63.308594678992 78.105005753082 437200 39.417652931437 20.541424667731 61.19801599478
Venezuela 57.305563515164 68.579104958381 204900 47.920394972314 17.879797740669 58.998301241459
Región Andina 64.628503418996 76.741357803504 1855900 35.859517380751 21.335417708854 60.879511376847
Brasil 48.185822040492 64.71092564601 347000 36.053053322952 19.694802648273 61.989727292618
Chile 75.163252038133 80.802187495032 94400 16.716676107224 15.481612962806 53.394600630782
Paraguay 69.963357300885 75.475612086142 18300 36.62730372054 23.434035476718 63.43445940877
Uruguay 50.47105251152 88.019898302025 49900 98.327721407426 36.430575035063 71.303190532715
Argentina 64.555002590389 85.473961168044 171800 42.838938121966 9.3971170234278 46.056264935964
Cono Sur 56.480496104476 74.16974711348 681300 38.292148607099 16.971032745592 57.379972756333
Todos los países de las Américas 70.196350798197 78.209399081535 22370400 21.764028115161 13.011370546029 42.677925022185
Todos los demás países 73.278656536982 73.329720665381 14808000 14.07609914004 34.433121403919 78.288767482653

 

Primero que nada, el porcentaje de todos los inmigrantes de las Américas que han sido residentes por más de 10 años en Europa se ha duplicado en el relativamente corto periodo de 2008-2009 a 2012-2013.  En el período 2008-2009 se situaba en 30% y aumentó a 59% en los cuatro años siguientes, prácticamente el mismo nivel que para los emigrantes del resto del mundo, para los cuales también aumentó durante este periodo, pero desde un nivel ya alto del 55%. Cabe resaltar que este aumento ocurrió precisamente en el periodo en que las condiciones económicas de muchos países europeos se estaban deteriorando, especialmente de España, en donde residen gran parte de los emigrantes. Dicho aumento, además, no es simplemente debido a la disminución de los flujos de inmigración como resultado de la crisis económica, la cual hubiera aumentado automáticamente el porcentaje de residentes de largo plazo. El número absoluto de inmigrantes residentes por más de 10 años también se ha casi duplicado a lo largo del mismo periodo, aumentando un 93% desde su nivel de 2008-2009. El crecimiento ha sido destacable para los inmigrantes de la Región Andina, en donde se registró un aumento de más de 230%, debido en gran parte a los grandes incrementos observados para Bolivia y Ecuador (más del 600%). En efecto, de los países en el Cuadro 6 sólo Haití y Surinam muestran tasas de crecimiento de menos de 25% de 2008-2009 a 2012-2013.

Los grandes aumentos en años recientes en el número de inmigrantes de las Américas que reside en Europa reflejan el asentamiento, probablemente definitivo, de grandes contingentes de inmigrantes de las Américas que llegaron a comienzos del siglo XXI y posteriormente.

Al mismo tiempo que estos contingentes de inmigrantes se van estableciendo, han empezado también a adquirir la nacionalidad de sus países adoptivos de residencia. El 64% de los inmigrantes de las Américas con mas de 10 años de residencia en promedio en Europa entre 2010-2013 poseen la nacionalidad de sus países de residencia, un porcentaje algo más alto que para los inmigrantes del resto del mundo. Para aquellos inmigrantes con  5 a 10 años de residencia, el porcentaje es mucho más bajo, correspondiendo un  17%. Esto refleja evidentemente el impacto de los requisitos de residencia para la adquisición de la nacionalidad y también el lapso de tiempo entre la llegada y la decisión de naturalizarse, que puede no realizarse si existen expectativas de retorno.

Para algunos países de origen, las tasas de adquisición de ciudadanía para los residentes de largo plazo son excepcionalmente altas como Chile (83%), Uruguay (85%), Venezuela (93%) y Surinam (100%, redondeado). En el caso de los inmigrantes de la Región Andina, para quienes el asentamiento en los países europeos es más reciente, las tasas de naturalización se acercan más al 50% y en el caso de Ecuador, tan solo 37%. Es probable que todas ellas aumenten en la próxima década conforme se establezcan más inmigrantes y la lógica de naturalizarse se vuelva más atractiva.

En los Estados Unidos, el porcentaje de todos los inmigrantes de las Américas que han sido residentes por más de 10 años también ha aumentado de 2008-2009 a 2012-2013, pero de forma menos pronunciada, de un nivel ya alto de 70% a 78% para los últimos dos años (Cuadro 6b). La cifra anterior evidentemente refleja el hecho de que la inmigración a gran escala de las Américas es un fenómeno más antiguo en los Estados Unidos que en la Unión Europea, la cual experimentó movimientos masivos a España en los últimos quince años. El porcentaje sin embargo aumentó significativamente, en contraste con lo que fue observado para los inmigrantes del resto del mundo, en donde la prevalencia de los inmigrantes de largo plazo se mantuvo estable en el periodo con un 73%.

El aumento más grande en el porcentaje de residentes de largo plazo en los Estados Unidos fue registrado para los inmigrantes del Cono Sur, especialmente Brasil, Uruguay y Argentina, con un aumento de alrededor de 20 puntos porcentuales o más. La  proporción fue estable en Canadá y el Caribe y aumentó en 10 puntos porcentuales para América Central y en 12 para la Región Andina. Todas las regiones de origen muestran un porcentaje de inmigrantes con más de 10 años de residencia de entre 75% y 80%.

Como en el caso de la Unión Europea, el número de inmigrantes de largo plazo aumentó también, aunque no en el mismo grado, con 22% registrados en los Estados Unidos en el mismo periodo, comparado con 93% en Europa. Todos los países de origen (con sólo la  excepción de Dominica) han visto un aumento en los niveles de asentamiento, con incrementos más modestos que aquellos observados en los países europeos de la OCDE.

Una medida más directa del asentamiento, o más bien del retorno, aparece en el Cuadro 7 en el caso de la emigración a España en el periodo 2002-2013.[1] El estimado que aparece es en realidad de tasas de salida y se calcula para cada país, dividiendo el número total de inmigrantes que salieron de España en el periodo 2002-2013 entre la suma de la población inmigrante residente al principio del periodo más las entradas a lo largo del mismo periodo. Esto da el porcentaje de inmigrantes presentes en el país en cualquier momento del periodo que eventualmente se fueron. No es una verdadera tasa de salidas, en el sentido de que no mide el número de personas que llegaron en un cierto año y se fueron después de un periodo especificado, pero sí ofrece una aproximación razonable.[2] Cabe resaltar que una salida aquí no necesariamente implica un regreso al país de origen, sino puede involucrar la migración a otro país o incluso un fallecimiento.

Cuadro 7. Estimaciones de las tasas de salida en España de inmigrantes de las Américas, 2012-2013

  Población residente en España al 1 de enero, 2002 Entradas en España (2002-2013) Salidas de España (2002-2013) Tasas de salida anuales Salidas 2002-2013 como porcentaje de aquellas personas que residen en cualquier momento 2002-2013
  2005 2009 2013
  (A) (B) (C)       C/(A+B)
Canadá 4400 6300 3200 2 7 8 29
Estados Unidos 25300 50400 24900 1 9 11 33
Canadá y Estados Unidos 29700 56700 28100 1 9 10 33
Cuba 57700 83000 23500 0.62724599803986 3.0303331972803 2.8405458961902 16.680058306965
Dominica 700 1200 200 0.75282308657465 2.3121387283237 3.448275862069 8.2371458551941
República Dominicana 49900 135000 33400 1 3 4 18
Caribe 108300 219200 57000 1 3 3 17
Costa Rica 1500 4300 2100 1.153504880213 8.4524944391484 9.9127006477049 35.539173667067
El Salvador 3000 10500 3500 1.505376344086 6.0035389282103 6.2876052948255 26.106194690265
Guatemala 2500 8600 3600 1.7201540436457 8.3916083916084 7.4102368220015 32.523532048409
Honduras 3900 54700 14100 2.4152847873107 8.0867556085563 6.3076479631053 23.954515232624
México 22500 56400 30700 2 9 9 39
Nicaragua 2300 27200 5900 1.1279311368359 6.3725882635498 6.4270613107822 19.867078091621
Panamá 2400 4500 2500 2 9 9 37
Centroamérica 38200 166300 62400 2 8 8 31
Bolivia 15500 295700 125800 1.9287982953403 9.4413079019074 7.9727204985043 40.423884050519
Colombia 205300 293100 112600 0.78212290502793 3.6617590491747 4.6639501864771 22.599492380694
Ecuador 259800 334200 149600 0.79468187070411 2.9568977932321 5.0785453923763 25.19010974766
Perú 59000 187400 60300 1 4 5 24
Venezuela 71600 106500 47100 1.0363853907534 3.8400209980642 4.6594385237813 26.447686788788
Región Andina 611200 1216900 495400 1 4 5 27
Argentina 118900 201000 106500 1.1010576605501 4.9637611247084 4.542520901792 33.293325206683
Brasil 39500 198600 106800 2 11 11 45
Chile 30800 66700 37600 1.6837704294945 7.4134199134199 8.1920359666024 38.553029914311
Paraguay 2400 137900 53300 2.3192822075504 8.5171019825228 11.316829623466 37.991076519558
Uruguay 27200 63900 29500 1.0126582278481 4.7375474648202 4.4417796788271 32.343607594242
Cono Sur 218700 668100 333700 1 7 7 38
Todos los países de destino 1006200 2327100 976600 1 5 6 29

 

En general, el estimado de inmigrantes que han residido en España en algún momento a lo largo del periodo 2002-2013 y que después se fueron es de 29% aproximadamente. Los inmigrantes del Caribe muestran las tasas de salida más bajas con apenas 17% mientras que casi el 38% de quienes emigraron del Cono Sur a España se fueron más tarde. Entre 27% y 33% de los inmigrantes de las otras tres regiones que aparecen en el Cuadro 7 dejaron España en el periodo 2002-2013. La mayoría de las salidas ocurrieron en el periodo de seis años que termina en 2013, mostrando claramente los efectos de la recesión de 2008-2009 en los retornos. Antes de 2006-2007, las salidas tendían a ser relativamente poco comunes. Con menos entradas aumentando la población residente desde 2009, ha habido un aumento en las tasas de salida desde entonces, aunque no de gran magnitud.

Generalmente cuando se examinan las tasas de retorno de un país de destino, existe una mayor tendencia de retornar entre los inmigrantes en los países de alto ingreso, ya que los beneficios de permanecer son menos obvios. Si uno excluye a Canadá y a Estados Unidos del análisis, existe una ligera tendencia a que la tasa de salidas tenga correlación con el PIB per cápita del país de origen. Sin embargo, no es una relación especialmente alta (correlación = 0,50). Debido a que los inmigrantes de diferentes nacionalidades no han ingresado a España en el mismo número y al mismo tiempo, es más probable que algunas de las diferencias que se observan reflejen diferencias respecto a los arribos recientes, con mayores tasas de salida para los países con poblaciones inmigrantes que han permanecido en España por más tiempo.

El cuadro general es entonces que muchos inmigrantes de las Américas en Europa permanecen a pesar de las condiciones económicas difíciles en los países, especialmente en España. Aunque las tasas de salida han registrado aumentos importantes con la recesión, se observa que  generalmente se han estabilizado y  además una gran mayoría de residentes son ahora de largo plazo donde cada año cada vez más inmigrantes  están adoptando la nacionalidad de sus países de residencia. La migración a España desde las Américas fue de 86 mil personas en 2013,  apenas un cuarto de su nivel más alto en 2007. Aunque la migración  ha disminuido en gran forma al enfrentar condiciones económicas adversas, claramente no ha conducido a movimientos masivos de retorno. Aunque los retornos se duplicaron de 2006 a 2007 y aumentaron en un 15-20% en los siguientes dos años, se han mantenido cerca al nivel de 135-140 mil desde 2010. Para el 2013, se calcula  un retorno neto de aproximadamente 55 mil inmigrantes por año a los países de origen, pero esto está muy lejos de las 215 mil entradas netas que prevalecieron en promedio en el periodo 2002-2007.



[1] Las estadísticas presentadas en este cuadro están basadas en los registros de población municipal; se requiere que se registren/den de baja  las personas que se mudan a una municipalidad o se van de ella. Dichas fuentes de datos no existen para los Estados Unidos.

[2] Si se examina el comportamiento de la tasa de salidas , se observa que el estimado aumenta conforme se prolonga el periodo de referencia y que alcanza casi el 95% de su valor después de 7 años. Esto refleja el hecho de que las tasas de salida antes de 2006 eran muy bajas.